Fidel, el futuro y la revolución

por el 30/11/16 at 10:31 am

Pocos hombre se convierten en leyenda en vida. Fidel Castro fue uno de los pocos. Por eso no se puede ser indiferente ante su persona, sus logros y sus fracasos.

Intentó crear una revolución modelo, con los excesos que tiene que cometer toda revolución para estabilizarse, y la mantuvo contra viento y marea por más de medio siglo. Perdió aiados , desafió imperios, ayudó a otras dictaduras, y transigió con quienes le ayudaron, aunque no fueran de su signo, pero no dio su brazo a torcer y, de paso, convirtió a una islita del Caribe en un paradigma de dignidad y un baluarte de principios soberanos.

Fue un dictador, pero diferente a los dictadores tradicionales que han florecido en estas tierras. Por eso permaneció tanto tiempo en el poder, a pesar de tantos factores en contra.

Creó una mística que contribuyó a mutilar a valiosos jóvenes que creyeron que el modelo de Sierra Maestra podía ser reproducido en todas partes, ignorando que la coyuntura histórica, por definición, no es estática.

El pueblo cubano pagó su precio en miserias y en cadáveres de combatientes en numerosos conflictos en los que tuvo que participar para pagar su deuda ideológica, pero ganó en educación, salud e imagen ante el mundo. Si esos logros se podrán mantener es algo que habrá que esperar para ver. Fidel Castro pasará a la historia como uno de los líderes fundamentales para entender el siglo XX, el siglo de Mao, de Hitler, de Churchill, de Mandela y de Roosevelt, un siglo en que cada nación entendió sus soluciones de manera diferente.

No sé si la historia lo absolverá. Sólo sé que será juzgado con rigor, y que en corto tiempo no se hablará de Fidel, sino de Cuba que, al fin y al cabo, es lo queimporta .

atejada@diariolibre.com

Una respuestas to “Fidel, el futuro y la revolución”

  1. frankcisquiano

    Dic 3rd, 2016

    Divo, palabras han habido.

Deja un comentario